Que alguien rescate a Puigdemont de ese videojuego en el que cree ser un superhéroe

Por HILDA GARCÍA | Puigdemont es un político versátil con un innegable parecido a muchos personajes. Sus andanzas resultarían cómicas si no fuera por el daño que ha provocado.