Diario de análisis, reflexión y valores   

 

El empantanamiento español. Un bipartidismo se autodestruye por falta de reflejos políticos

Europa vive una crisis generalizada de las democracias, que se encuentran acosadas por el populismo. Tom Burns Marañón entra de lleno en las causas del colapso en su ensayo Entre el ruido y la furia, el fracaso del bipartidismo en España.

El colapso político en el que está metida España desde las elecciones de 2015 no es un hecho singular en lo que se conoce como los países de nuestro entorno. Alemania, por ejemplo, ha cosido con alfileres una gran coalición entre democristianos y socialdemócratas y en Italia están jugando al empate a cero desde las elecciones de principios de marzo, debido a la diabólica fragmentación nacida de las urnas. Por eso no conviene exagerar la situación española, sino ubicarla en la justa medida del contexto de la crisis generalizada en las democracias acosadas por el populismo.

Espana

Entre el ruido y la furia. El fracaso del bipartidismo en España| Tom Burns Marañón | Galaxia Gutemberg | 2018| 256 págs. | 20,90 €

El presidente francés, Emmanuel Macron, es el único dirigente de los grandes de Europa que goza de una mayoría confortable para poder abordar incluso reformas tan necesarias como impopulares en un país donde el Estado es un paquidermo escayolado. Macron acaba de advertir del avance del populismo en una Europa que es común por definición pero no por acción. Cada país tiene su diagnóstico con hechos diferenciales notables. España no es un caso aislado, sino uno más, aunque no lo parezca ni a nuestros ojos ni a los de los demás. Un reciente ensayo de Tom Burns Marañón, Entre el ruido y la furia. El fracaso del bipartidismo en España (Galaxia Gutenberg, 2018), entra de lleno en las causas del colapso en el caso español, demostrando la fractura irreversible de los dos pilares fundamentales que convirtieron a España en la actual democracia avanzada, moderna y europea. Dichos pilares empiezan a tambalearse, especialmente a partir de la crisis de 2008, dejando sin sujeciones a la monarquía parlamentaria.

Seis argumentos que explican la constante caída del voto al PP en las encuestas

El punto de inflexión es la abdicación en 2014 de Juan Carlos I en Felipe VI, momento en el que se inicia una escalada en la que estamos metidos ahora y que tiene como último colofón el golpe del independentismo catalán de octubre de 2017. Burns Marañón desmenuza las causas de la destrucción del PSOE de Felipe González a manos de José Luis Rodríguez Zapatero y de la mutación, camino de la fosilización, del PP creado por José María Aznar a manos del presidente Mariano Rajoy. Los veinte años de González y Aznar son reformistas y europeístas, poniendo a España en el mapa. Por el contrario, la etapa de Rodríguez Zapatero -y después la de Rajoy- viene condicionada por la feroz crisis de 2008. Bien es cierto que, en el caso del segundo presidente del Gobierno socialista desde la Constitución de 1978, sus primeros años de mandato abren la puerta a un problema que dio por solucionado el pacto de la Transición. Rodríguez Zapatero cuestiona los acuerdos de entonces y reabre las heridas hasta el punto de dar pie por su izquierda a un nuevo movimiento, el Podemos de Pablo Iglesias, que desde las elecciones europeas de 2014 ha jugado un papel puntero en el cuestionamiento de la democracia del 78.

España, víctima de la fractura generacional

La fractura generacional salta a la vista, y no solo en el pilar resquebrajado del PSOE, sino también en el otro. El PP renuncia a cualquier debate ideológico y se transforma en un partido de gestión que va alejándose de su electorado natural que ya tiene a quien votar, Ciudadanos, rompiendo la unidad creada por Aznar en torno al PP en lo que se refiere al centro y la derecha. Burns Marañón describe, con precisión y sin cargar la mano para no perder la frialdad del diagnóstico, el ruido y la furia que han cambiado el paso de la España constitucional de 1978. Entre 2008 y la actualidad, con el precedente de la presión y acoso al PP desde el Prestige hasta Iraq, pasando por los atentados de Atocha en 2004, el bipartidismo se autodestruye por falta de reflejos políticos, pensando en que la situación saldría adelante por sí sola gracias a la inercia del sistema. Como acaba de decir uno de los banqueros que se ha llevado la entidad fuera de Cataluña, “hay empantanamiento”. No se ve la salida por ninguna parte, mientras nos hemos italianizado, la vida sigue a pesar de todo. La lectura del ensayo de Burns Marañón permite altura de miras con los hechos debido a que está escrito en pasado pensando en los lectores de dentro de mucho tiempo. La distancia ofrece perspectiva y el autor nos ayuda a entender un proceso de deterioro imposible de percibir en el día a día. Conviene poner cada cosa en su sitio sin alarmar, pero conocer los hechos y sus consecuencias se ha convertido en la única solución, si es que queremos una. En estos tiempos de consumo rápido, la lectura de un ensayo como el de Burns Marañón es una delicia y un alivio. Todavía hay quien se para en mitad del ruido a dar las pistas del origen de esta furia que ha vuelto a España después de habernos puesto de acuerdo para desterrarla para siempre. Ahora que se acerca el Día del libro, es solo una recomendación para poner los hechos en el orden que les corresponde.

Imagen de portada: El Rey honorífico, Juan Carlos de Borbón (c) junto al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy (2i), y los expresidentes Felipe González (1i), José María Aznar (1d) y José Luis Rodríguez Zapatero (2d) | Agencia EFE
Escrito por

Periodista. Director y presentador de 'Buenos días Madrid' en Onda Madrid.

...

Deja tu comentario

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons