Diario de análisis, reflexión y valores   

 

Audiencias de TVE: Sánchez llega y los espectadores se van

Las audiencias de TVE descienden. Al ser una televisión del Gobierno, solo la ven los votantes de PSOE y Podemos, partidos que apoyaron la moción de censura contra Rajoy. Los independentistas se decantan por las autonómicas: TV3 y EITB. 

Dice el proverbio que “Nada hay nuevo bajo el sol” y las audiencias de las televisiones públicas no son ajenas a la paremia, porque reflejan lo que está contrastado desde hace años: que las ven los espectadores-votantes que se identifican con el partido que gobierna. Es la causa de que TVE haya perdido audiencia desde que Pedro Sánchez alcanzó la presidencia del Gobierno mediante una moción de censura y designase a la burgalesa Rosa María Mateo Isasi administradora única provisional del ente público RTVE desde el 27 de julio de 2018.

Y ha perdido audiencia porque los espectadores-votantes de PSOE y Podemos que apoyaron esa moción de censura, descontados los independentistas catalanes (ERC y PDeCAT) y vascos (PNV y Bildu), que los apuntalaron y que ven la suya pública autonómica por fervor y obligación militante (TV3 y EITB, respectivamente), suman menos que los espectadores-votantes de PP y Ciudadanos (y VOX), que ahora ejercen la oposición de centro y derecha al Gobierno de Sánchez, y que han abandonado TVE para nutrirse, básicamente, con A3, T5 y Trece TV.

La letra pequeña de las audiencias . Segmentar los espacios para sumar más espectadores

Es otro de los rasgos de la sociedad actual: hasta 2004, los medios de comunicación los consumían ciudadanos para informarse, contrastar opiniones con varios soportes y formarse la propia. Ahora leen, escuchan y ven, casi exclusivamente, medios que comulgan con sus ideas y en los que se ven reflejados para reforzarlas. De ahí que, desde hace una década, los espectadores de TVE practiquen la trashumancia, en función del partido que sostiene al Gobierno central. Ora PP, ora PSOE.

Según datos de Barlovento Comunicación, principal consultoría audiovisual de España, entre agosto y diciembre de 2018 La 1 de TVE bajó su audiencia del 10% al 9,9 %, frente al 14,9% de T5 y el 12,7% de A3. En el conjunto de 2018, T5 fue la más vista por séptimo año consecutivo, con una cuota de pantalla del 14,1% (0,8 décimas más que en 2017), seguida de A3, 12,3% (idéntica a la de 2017) y de La 1, con el 10,5% (una décima más que en 2017). Por compañías (suma de canales de cada grupo), Mediaset, con siete señales, reunió en 2018 el 28,8% del total (dos décimas más que en 2017), Atresmedia, con seis, registró un 26,8% (tres décimas más que el año precedente) y TVE (cinco canales), 16,5% (dos décimas menos que en 2017).

En enero de 2019, La 1 volvió a bajar una décima, registrando un 9,8%, frente al 14,3% de T5 y el 13,8% de A3. Por sociedades, Atresmedia logró ese mes el 28,4% (subió 1,4 puntos), por encima del 27,5% de Mediaset (bajó 0,2 puntos) y el 15,7% de TVE (bajó 0,5 puntos).

Las audiencias de TVE, votantes que van y vienen

Pero lo importante es fijarse en los programas informativos y de opinión. En los primeros, de las tres cadenas más vistas en enero de 2019 y, por séptimo mes consecutivo, el de sobremesa de A3 es el más seguido de lunes a viernes (19,8%), por 14,6% del de T5 y 14,1% del de La 1, y lo mismo ocurre con el de sobremesa de sábado y domingo de A3, con el 16,8%, frente al 15,1% del de La 1 y el 13,8% del de T5. Por la noche, entre lunes y viernes, T5 lidera con el 17,9%, seguido del de A3, con el 15,4%, y el de La 1, con el 12,0%. Y los sábados y domingos también manda el informativo de noche de T5, con el13,3%, frente al 13,2% de La 1 y el 12,3% de A3.

Televisiones públicas sí, pero de verdad . Nada de partidos, sindicatos o comités informativos

Y entre los segundos, los programas de opinión y debate, y aunque no todos coinciden en hora y duración, Los Desayunos de TVE registraron una audiencia del 9,8% en septiembre de 2018, 10,7% en diciembre de 2018 y 10,7% en enero de 2019; Espejo Público (A3, Susanna Griso) sumó en esos tres meses audiencias del 15,4%, 15,3% y 16,9%, respectivamente, y el Programa de Ana Rosa (T5) marcó 18%, 18% y 19%. Y por la noche, La Noche en 24 horas, de TVE, reunió 1%, 1,3% y 1,1%, frente a El Cascabel, de Trece TV, que obtuvo 2,9%, 3,5% y 2,9%. Todos los espacios considerados ganaron audiencia entre septiembre y enero, excepto La noche en 24 horas, que perdió 237 mil espectadores, según Barlovento Comunicación.

Es en este tipo de programas y en los informativos en donde el trasvase de las audiencias de TVE hacia A3, T5 y Trece, con Cuatro y La Sexta de convidados de piedra, ha sido más ideológico desde la llegada de Pedro Sánchez. Es lo que ocurre cuando, como hemos dicho otras veces, las televisiones públicas son del Gobierno y no del conjunto de la ciudadanía, representada en las instituciones de la sociedad civil, además de en el Parlamento. Sus audiencias no son la suma de todas las ideologías, sino que se trasvasan, suman y restan en función de quién gobierne. Triste constatación de lo que es y no debería ser la televisión pública en España.

Imagen de portada: Rosa María Mateo, administradora de RTVE, cuyas decisiones han provocado la bajada de las audiencias de TVE, comparece en el Congreso de los Diputados. | Congreso.es
Escrito por

Ex Vicepresidente de la Asociación de la Prensa de Madrid (APM), articulista de La Voz de Galicia, miembro del Grupo Crónica. Primer director de Noticias de Antena 3 Televisión. Premio Salvador de Madariaga. Antenas de Oro y Plata.

...

Deja tu comentario

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons