Diario de análisis, reflexión y valores    

 

El paro registrado sigue bajando . Avanza la recuperación, pero hay que fortalecerla

Los recientes datos de paro registrado correspondientes al mes de julio, que baja hasta los 3,33 millones de personas, reconfirman la sostenida recuperación del empleo en línea con la última EPA del segundo trimestre.

El paro bajó en julio en 27.887 personas, gracias parcialmente a la temporada turística. En lo que va de año el paro registrado se ha reducido en casi 350.00 personas lo que muestra un ritmo de reducción anual del paro del 9,4%. Y crece la contratación indefinida un 10,6%, aumentando también el porcentaje de personas que llevaban tiempo desempleadas y que encuentran empleo.

La débil subida de la Afiliación a la Seguridad Social en julio, en apenas 56.000 nuevos cotizantes, ha sido lo más sorprendentemente negativo. Un incremento menor al esperado, incluso inferior al correspondiente de 2016, debido al adelanto de las contrataciones de la temporada veraniega, más repartidas entre los meses pasados, e incluso al mantenimiento de las mismas tras Semana Santa.

Otro hecho preocupante es que no estamos incrementando productividad, lo que permitiría mayores subidas de salarios sin perjudicar la competitividad y en especial las exportaciones. Ello exige un nuevo impulso tecnológico, en infraestructuras de transporte ferroviario de mercancías e hidrológicas y más inversión en I+D, entre otras cosas. Aunque seguimos condicionados por la alta deuda pública y privada.

Más protagonismo para las agencias privadas de empleo

El otro dato negativo sigue siendo la temporalidad. Bastante superior en España a la de los países más prósperos de la Unión Europea. Un hecho que se explica por varios factores. Primero por el distinto marco laboral existente en dichos países; con un mercado de trabajo menos rígido que el español; aquí las empresas se resisten a la contratación indefinida por la experiencia pasada. Y allí tienen un papel central las Agencias privadas de empleo, frente al protagonismo que en España presentan el Servicio Público de Empleo Estatal, SPEE y los servicios regionales de empleo.

La oposición a la reforma laboral

También influye el reparto del empleo existente que se ha producido en la Unión Europea, en muchos casos con el acuerdo de los sindicatos. En España las propias centrales sindicales UGT y CCOO han optado por despidos totales -en distintas provincias- de 50 de sus empleados antes que pasar a 100 de los mismos a media jornada. En esta línea el trabajo a tiempo parcial ha subido en la Unión Europea, superando el 25% en países como Alemania, Reino Unido, Austria, Finlandia, etc y alcanzando en algunos como Holanda hasta el 49%. Mientras en España el porcentaje de trabajadores a tiempo parcial es tan sólo del 15,59%.

También la dureza de la crisis ha sido en España más fuerte que en la media de los países centrales de la Unión Europea, por la “burbuja” creada en torno a la construcción por los créditos desbocados de las Cajas de Ahorros a promotores y constructores, a un sector muy intensivo en factor trabajo. Lo que ha dejado cerca de dos millones de parados de baja cualificación, mayormente inmigrantes y con escasas posibilidades de encontrar empleo.

Hay temporalidad, pero más del 74% del empleo es indefinido

En todo caso hay que decir que lo que se viene observando es que el trabajo temporal de hoy es en muchos casos el empleo fijo de mañana. Y que frecuentemente se convierte en una entrada al mercado de trabajo. Pero sobre todo hay que decir que el empleo indefinido es con todo el mayoritario en España. Ya que más del 74% de los trabajadores en España tienen contratos indefinidos, frente a lo que algunos quieren hacer creer. Lo cual es ya meritorio en países de economías desarrolladas como la española. donde el sector servicios supera ya ampliamente el 70%.

La clave para mantener y mejorar la calidad en el empleo va a seguir estando, entre otros factores, en mantener y seguir incrementando la tensión exportadora. Según el ICO por cada 1000 millones de euros que incrementamos las exportaciones se crean 14.000 empleos. Hoy exportan un 28% más de Pymes que antes de la crisis. La propia actividad del ICO dedicada a la internacionalización ha pasado del 3 al 36%.

Y necesitamos más orientación del Gasto público a la inversión en I+D. Por cierto, en esto pueden ayudar también grandes ayuntamientos, como el de Madrid, que parece muy ocupado en construir con el presupuesto municipal aseos públicos en las calles, o cambiar siluetas en los semáforos. Algo que no parece tenga mucho que ver con la I+D.

Escrito por

Catedrático de Economía Aplicada en USP CEU. Colaborador en medios como La Razón, Expansión y El Economista.

...

Deja tu comentario

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons