Diario de análisis, reflexión y valores   

 

Perros que detectan el cáncer. La potente ayuda de nuestro mejor amigo

Los perros son una herramienta de diagnóstico sencilla, fiable y barata para diversos tumores. El de pulmón es el cáncer en el que más esperanza se ha puesto, debido a la complejidad de su detección.  

El fabuloso poder olfativo de los perros los hace capaces de detectar pequeñas cantidades de moléculas presentes en olores muy complejos. Pueden oler la respiración de las personas y detectar en ella la presencia de moléculas que indiquen algún tipo de patología. ¡Hay perros que detectan el cáncer! En efecto, gracias al adiestramiento de algunos canes muy sensibles e inteligentes, se cree que se podría establecer una potente, sencilla y barata herramienta de diagnóstico para diversos tumores.

Se han hecho pruebas con el melanoma, el cáncer de mama y el de vejiga. Un caso muy llamativo ocurrió en 2009 cuando una médica americana, la Dra. Guest, observó un comportamiento extraño en su perra labrador, Daisy. Se trataba de unos de estos perros que detectan el cáncer con su olfato. Había sido entrenada por la propia doctora Guest. Daisy se negó a subirse al coche con su dueña y, en cambio, le golpeó con su hocico en el pecho varias veces. Una exploración posterior en el área que tocaba la perra reveló la presencia de un tumor en fase muy temprana. Guest fue tratada y curada del cáncer y hoy dirige una organización dedicada al adiestramiento de perros para la detección de enfermedades.

El problema del cáncer de pulmón

Con todo, el cáncer en que más esperanza se ha puesto es el de pulmón. En el Hospital Clínic de Barcelona tienen a Blat, un perro que detecta el cáncer de pulmón con un acierto del 95%, incluso cuando el cáncer tiene menos de 4 milímetros. Y un 98% de acierto negativo en personas sanas, aunque tengan otras patologías respiratorias. Es decir, solo se le escapa el 5% de los cánceres y no da falsos positivos más que en un 2% de casos. Es mucho más que otras técnicas de diagnóstico, sobre todo en fases tempranas, siendo el de pulmón un cáncer que muchas veces se diagnostica demasiado tarde.

Nanotecnología, una nueva esperanza en la lucha contra el cáncer de colon

La cosa va mucho más allá del descubrimiento de un proceso de diagnóstico barato y sencillo. El problema del cáncer de pulmón es que aparece en personas con numerosos nódulos pulmonares, de los cuales la mayoría son benignos. Resulta complicado distinguir si alguno de ellos se ha malignizado y para lograrlo puede ser necesaria una intervención quirúrgica. De otra forma, se puede esperar y ello puede hacer que el tumor crezca más de lo deseable.

Los perros que detectan el cáncer son eficientes y fiables 

Parece que el aire de ese pulmón enfermo, o bien la sangre, transportan compuestos volátiles que pueden ser detectados, lo que lograría un sistema de detección precoz. Se han descrito varias decenas de moléculas orgánicas volátiles que aparecen en la respiración en concentraciones más elevadas de lo habitual en personas enfermas. La espiración humana puede incluir hasta casi 2.000 moléculas orgánicas volátiles distintas y se intenta poner a punto metodologías de cromatografía de gases para detectar patrones típicos del enfermo de cáncer. Pero los perros que detectan el cáncer lo pueden hacer mucho más rápidamente, de forma barata y fiable.

Buena (h)onda frente al nuevo Goliat

A los perros se les adiestra con muestras de tejidos de lana en los que los pacientes exhalan su aliento y que se conservan en tubos cerrados. También huelen muestras de pacientes sanos o que tengan patologías respiratorias que pudieran dar lugar a falsos positivos. Al perro se le enseña a sentarse cuando detecta el olor del cáncer, lo mismo que hacen los perros de la Policía cuando detectan drogas. En concreto, el perro Blat es tremendamente eficiente. Detecta todo tipo de tumores pulmonares, tanto incipientes como avanzados, procedentes de pacientes fumadores y no fumadores, de cualquier edad y sexo.

Se están haciendo estudios de detección de sangre en heces para el diagnóstico de cánceres colorrectales, y de detección de compuestos en orina para el diagnóstico de la diabetes y otros tumores. Todo gracias a los mejores amigos del hombre, nunca mejor dicho.

Imagen de portada: Blat, el perro del Hospital Clínic de Barcelona que detecta el cáncer de pulmón. Facebook/ARGUS DOGS
Escrito por

Catedrático de Química Orgánica en la USP CEU y Licenciado en Ciencias Empresariales. Dirige el grupo de investigación de síntesis con compuestos organometálicos. Pertenece al grupo de trabajo Ciencia y Fe.

...

Deja tu comentario

Simple Share Buttons
Simple Share Buttons